Press "Enter" to skip to content

La Consumación de la Independencia

La Independencia de México, inició en la madrugada del 16 de septiembre de 1810, en las afueras de la Iglesia de Dolores, Guanajuato, con el Grito de Hidalgo, acompañado de Allende, Abasolo, Jiménez, Aldama y otros, quienes en la cárcel municipal liberaron a los presos, como parte de la libertad del pueblo, y que cada 15 de septiembre, replican algunos alcaldes en nuestro país.

De allí se fueron a la Iglesia de Atotonilco, Guanajuato, donde Hidalgo tomó un estandarte de la Virgen de Guadalupe, como bandera del movimiento; yéndose a la ciudad de Guanajuato, en la que tomaron la Alhóndiga de Granaditas, en la ciudad de Guanajuato -almacén de toda una manzana donde guardaban toda clase de granos-; en donde los soldados del Virreinato, se habían pertrechado; y que fueron atacados y sacados de allí por los insurgentes, gracias a la hazaña de Juan Martínez “El Pípila”, que con una loza de piedra encima de la espalda llegó y quemó la puerta.

Después, el ejército insurgente, continuó hacia la ciudad de México; ganando la batalla de Monte de las Cruces, Estado de México; habiendo podido llegar a la capital; dirigiéndose a Guadalajara, en cuyas cercanías en Puente de Calderón, Hidalgo sufrió su primer derrota; dirigiéndose al norte invitado por el general Elizondo, cacique de Nuevo León, quien en las Norias de Acatita de Baján, municipio de Castaños, Coahuila; traicionó a Hidalgo, Allende, Aldama y Abasolo, y hechos presos fueron llevados a la ciudad de Chihuahua, donde los tres primeros fueron fusilados en junio y julio de 1811; colgando sus cabezas en jaulas en las esquinas de la Alhóndiga de Granaditas, para desalentar el movimiento independentista.

Pero en lugar de desalentarlo, lo animó más; pues el alumno de Hidalgo, en el Colegio de San Nicolás, hoy Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo -a quien apodaban “El Zorro-, Morelos, junto con López Rayón, los hermanos Galeana, Matamoros, y otros, continuó el movimiento; y quien demostró ser un genio militar y un gran ideólogo social-popular, en sus Sentimientos de la Nación; siendo una de sus principales hazañas el Sitio de Cuautla, Morelos.

A la muerte de Morelos, siguieron Guerrero, Guadalupe Victoria, Nicolás Bravo, Javier Mina y otros; quienes en las montañas de lo que ahora en su honor es el estado de Guerrero, mantuvieron en jaque al ejército Virreinal, comandado por Iturbide; quien al no poder vencer a Vicente Guerrero, quien había pronunciado su histórica frase “Señores, este es mi padre, ha venido a ofrecerme el perdón de los españoles y un trabajo como general español. Yo siempre lo he respetado, pero la Patria Es primero”; Iturbide le propuso una solución conciliatoria; la que se llevó a cabo en las fases del Abrazo de Acatempan, los Tratados de Córdova, el Plan de Iguala -donde nació nuestra bandera patria-, el Ejercito Trigarante, y la entrada triunfal a la ciudad de México, el 27 de septiembre de 1821 -escogida esa fecha por Iturbide, por ser su cumpleaños-; siendo nuestro primer Presidente de México, Guadalupe Victoria (José Miguel Ramón Adaucto Fernández y Félix).

Así es que la Independencia de México, tardó 11 años once días en consumarse; por lo que este 27 de septiembre de 2021, se están cumpliendo 200 años siendo Presidente de México, Andrés Manuel López Obrador; y que cuando cumplió 100 años, lo era Álvaro Obregón.

¿Qué se ha hecho en estos dos siglos de Independencia? No todo el bien que México, necesita y que se pudo haber hecho; pues solo dos Presidentes de la República, se esforzaron en aprovechar todo lo bueno de esa primera transformación de la historia, para beneficiar al pueblo: Benito Juárez y Lázaro Cárdenas; esperando que nuestra nación apoye al actual Presidente Andrés Manuel López Obrador, para hacer realidad la cuarta transformación.

Be First to Comment

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: