Press "Enter" to skip to content

El plan del príncipe Andrés para esquivar demanda de abuso sexual en su contra

(AGENCIAS) 08 de septiembre de 2021.- No cabe duda que los abogados del príncipe Andrés saben lo que hacen y las acciones del hijo de la reina de Reino Unido dejan ver que podría “salirse con la suya” y evitar llegar a los juzgados de Estados Unidos luego de que Virginia Giuffre (antes Virginia Roberts) levantara una denuncia contra él por abuso sexual cuando ella tenía 16 años.

Todo indica que Andrés se alojará, por no decir se esconderá, indefinidamente en el Castillo de Balmoral hasta que se resuelva su caso y, de hecho, ya está instalado en la residencia de su mamá desde este martes, pues fue visto llegar en compañía de su ex esposa, Sarah Ferguson.

¿Por qué esto es una acción audaz?

Hasta el momento ha logrado esquivar los «múltiples intentos» por parte de los abogados de la demandante de entregarle personalmente en Royal Lodge (su hogar) los documentos de la demanda en su contra, según informó The Sun. Y, refugiarse en un lugar tan custodiado como Balmoral, no hará más que complicar o hacer realmente imposible la entrega.

Lo anterior es muy importante pues, debido al tratado de derecho internacional de la Convención de La Haya, al él no ser estadounidense, se requiere que reciba personalmente los documentos judiciales para que la demanda avance.

El tiempo corre y los abogados de Virginia Giuffre solo tienen 120 días desde que la denuncia fue presentada en Nueva York el 10 de agosto para hacer entrega de dichos papeles, de no cumplir con el plazo, los abogados del príncipe pueden buscar desestimar el caso.

A estas alturas, se ve poco probable que se logre hacer la entrega de dichos documentos a Andrés, de lograrse, él tendría 21 días para dar respuesta a la demanda civil.

La única manera de que el caso no sea desestimado por el tribunal de Nueva York es que la parte demandante pueda «demostrar una buena causa para el retraso (de la entrega de los documentos)». El 8 de diciembre es la fecha límite.

De hecho, pocos días después del anuncio de la denuncia, Andrés se reunió con Isabel II justo en Balmoral, pero después regresó a su casa en Royal Lodge y él ha sido muy cuidadoso de no salir, tanto así que “no iba a montar a caballo (como antes) y no podía salir a la calle debido a los intentos de entregarle los documentos legales”, informa Daily Mail.

“Sabe que está mucho más seguro en Balmoral, en la finca de la reina. Andrés siempre se describe como el hijo favorito de la reina y se sabe que ella está de vacaciones en Balmoral”, se dice con respecto a la decisión de trasladarse ahora al Castillo.

Por lo pronto, el próximo 13 de septiembre se llevará a cabo la primera conferencia telefónica sobre el caso en el Tribunal Federal de Manhattan.

Be First to Comment

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: