Press "Enter" to skip to content

Royals rebeldes: Nietos, sobrinos e hijos que ponen en aprieto a la realeza

(AGENCIAS) 10 de Febrero de 2021.- Ser un miembro de la realeza no es cosa fácil, los ojos de todo el mundo siempre están puestos en sus acciones y deben cumplir con cierto protocolo que para muchos no ha sido de su agrado. Es por eso que muchos royals han sido calificados como rebeldes, al ser nietos, sobrinos o hijos que ponen en aprietos a la Familia Real. 

Una de las rebeldes más conocidas es Lady Di, la princesa Diana comenzó a ser un problema para la Casa Real británica cuando decidió hablar de sus problemas con el príncipe Carlos y dejó al descubierto la intimidad del Palacio de Buckingham. 

Otra mujer que puso en aprietos a los monarcas fue Estefanía de Mónaco, considerada como la más rebelde de la dinastía Grimaldi; hija mayor de los príncipes Raniero III y Grace de Mónaco. Desde su juventud dio que hablar por su carácter difícil y tener una vida amorosa que la hizo ganarse el apodo de “la princesa rebelde”.

Otro personaje que ha sido llamado rebelde es el príncipe Harry, hijo de la fallecida princesa Diana, quien desde muy joven dio de que hablar al descubrirse su por la de marihuana y ser captado desnudo en una fiesta privada. En 2005, apareció vestido de Nazi en una fiesta de disfraces, algo que fue muy criticado.

Pero las nuevas generaciones de la realeza también están poniendo de cabeza a los reyes y reinas, como en la Casa Real de España, en donde dos de sus miembros dan de que hablar por su rebeldía, se trata de Felipe Juan Froilán de Todos los Santos de 22 años y Victoria Federica de 20, hijos de Elena de Borbón, hermana del rey Felipe VI. 

Froilán desde niño se destacó por travieso y aguerrido, mientras que su hermana Victoria Federica se ha revelado ahora que es una adolescentes. Ambos jóvenes gustan de andar en fiestas, y llevar un estilo de vida fuera de los cánones que implican pertenecer a la familia real. 

Carlos Felipe de Suecia es otro príncipe que dio de que hablar en su juventud al ser considerado un royal bastante rebelde. Era fanático de las carreras de auto, y se le conocía por pasar sus noches en los bares de Estocolmo y en múltiples fies

Be First to Comment

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: