Press "Enter" to skip to content

Revuelo en la realeza británica por la herencia del título mobiliario de Felipe

(AGENCIAS) 07 de Marzo de 2021.- Desde que Felipe de Edimburgo, de 99 años, fue internado en un hospital de Londres, el 16 de febrero por la noche, comenzó a circular una preocupación ajena a su estado de salud: su título nobiliario. Aunque el príncipe ya está recuperándose de una infección, su avanzada edad generó rumores de quién heredará el ducado de Edimburgo, uno de los títulos más importantes que brinda la Casa Real británica.

Fue creado en 1726 por el rey Jorge I y solamente cinco personas ostentaron el título, según informó el sitio especializado en realeza Vanitatis. Al no ser hereditario, solamente el monarca puede concederlo, por lo que la “contienda” por el ducado solo puede ser resuelta por Isabel II. Sin embargo, se cree que el hijo menor de la pareja, Eduardo, será quien lo reciba.

El príncipe Felipe recibió el título de manos de su suegro, Jorge VI en la víspera de su boda, y es el primer hombre que lo lleva por matrimonio con un Windsor. Por tradición, los hijos varones del soberano reciben un ducado el día de su boda.

El heredero al trono, Carlos, además de ser príncipe de Gales, recibió el ducado de Conrnualles el día en que se casó con Lady Di. Por su parte, el príncipe Andrés ostenta el título del ducado de York, tras su matrimonio con Sarah Ferguson.

Sin embargo, cuando el príncipe Eduardo, el menor de los cuatro hijos de Isabel y Felipe, se casó, no recibió ningún ducado. De hecho, el día de su boda fue nombrado conde de Wessex, un título por debajo del de duque y el de príncipe.

Las razones de por qué no se le brindó un título de duque, cuando hasta los nietos de la reina los ostentan (Harry, duque de Sussex, y William, duque de Cambridge), continúan siendo un misterio. Sin embargo, eso lo transforma en uno de los candidatos a recibir el ducado de Edimburgo. Según fuentes oficiales, cuando Felipe muera, el príncipe Eduardo obtendrá el título de su padre.

Sin embargo, podría suceder que el príncipe Carlos herede el título de duque de Edimburgo y, si es rey en ese momento, el título se fusionará con la corona. Hasta hay rumores de que cuando Carlos asuma, hará una reducción del núcleo familiar real y, si no le otorga a su hermano Eduardo el título, el ducado de Edimburgo estaría condenado a desaparecer.

Be First to Comment

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: