Reflexiones Amorosas

0
190
GLORIA A DIOS EN LAS ALTURAS
POR: Antonio Fernández
”El cielo y la tierra pasarán; pero mis palabras no pasarán”…
( Lc. 21, 33)
 
Es el evangelio en su conjunto la misericordia de Jesús manifestada de principio a fin, a estar siempre preparados, porque no se sabe ni el día, ni la hora, ni el momento de su Segunda Venida, que tiene cierta semejanza al llegar cada ser humano al final de su existencia. La importancia es estar en permanente alerta a las señales que indicaran a las facultades del alma reconocer el tiempo que anuncio el Señor; …” Y habrá señales en el sol, la luna y las estrellas y, sobre la tierra, ansiedad de las naciones, a causa de la confusión por el ruido del mar y la agitación (De las olas)”…Esto debiera poner en la memoria cuando la naturaleza actúa en los catastróficos Tsunamis y terremotos, temblores, erupciones de volcanes en lugares imprevistos por el hombre, lluvias torrenciales que causan dolorosas inundaciones en ciudades y campos, deslaves de montañas, incendios que por más técnicas modernas en apagarlos, las llamas no son vencidas; movimientos peligrosos de Iceberg en lugares jamás vistos, cuyo peso y avance es una fuerza que para evitar chocar, solo destruyéndola se puede detener, pero tiene consecuencias, glaciares que originan cambios bruscos de clima en los continentes; ¿Acaso no son las señales que habla Jesús? ¿Acaso no causan temor lo enunciado en los Santos Evangelios por estos hechos? Las conmociones viven la desgracia en perdida de vidas y sus bienes, tragedias irreparables, pero la incredulidad a todo da razón científica, claro, es lógico lo que se dice, pero la causa de fondo está en que avisa el Señor en forma pausada y lenta, es como aquel que se excede en beber y comer lo que no debe en exceso, un día el corazón o cualquier órgano de su cuerpo avisará que está muy maltratado, el afectado clama atención de ser atendido porque si no morirá, cuida y protege el cuerpo, bien ¿Por qué se olvida al Médico de las almas? Solo volviendo el corazón a Jesús en la Cruz es buen camino, pero el aferrado en su incredulidad, no da crédito a la misericordia de Dios su Creador, profetiza Jesús; …” Hallaré por ventura fe en la tierra” …
…” Los hombres desfallecerán de espanto, a causa de la expectación de lo que ha de suceder en el mundo, porque las potencias de los cielos serán conmovidas”…Cristo Nuestro Señor en su Pasión, sufrió y padeció la humillación al ser vejado y escarnecido injustamente, pero el dolor interior de su amor como Dios ante tal afrenta, fue mayor al dolor del cuerpo que como hombre recibía, a pesar de ello se mantuvo en los pasos para llegar a su obra redentora, cuando tomado preso cortan la oreja a Malco, momento que podía haberse exaltado los ánimos de unos contra otros y terminar en un hecho sangriento, calma las pasiones y aleja todo pensamiento contra sus discípulos; llevo la cruz de nuestros pecados sobre los hombros, cayo tres veces y en las tres recibió latigazos, sin saber sus verdugos que caía por el peso de sus pecados, iba animoso a culminar de su obra; permitió fueran puestos los clavos en sus divinas manos y pies, más humillación no puede ser posible, Cristo Nuestro Señor así lo deseo, para que la humanidad de todos los tiempos, aprendiendo de su humildad y modestia forjará la salvación del alma conforme a la voluntad de Dios su Padre, sucedió como lo dispuso, nunca perdió el camino de lo que obro; será el fin del mundo como Jesús lo ha profetizado, por lo que antes de su venida gloriosa, alimentara la necesidad en las almas a recordar que su pasión, crucifixión y muerte fue por su salvación. Vendrán pues en el universo y la tierra movimientos jamás imaginados, la naturaleza obedeciendo a su Creador obrará y muchos morirán por esos cataclismos, pero será la fe y la fidelidad lo que el Señor juzgará en cada alma. El mundo no será destruido o aniquilado como lo anuncian en películas, creando psicosis. El mundo es obra de Dios, y Dios no va a destruir lo que ha creado, conservará este mundo llamado tierra que al final de los tiempos, habrá cumplido la función donde pasaron millones de seres humanos la prueba de haber vivido en conformidad con la verdad, por eso, al ver caídas de meteoritos chicos y grandes sobre la tierra, no la destruirán, cumplirán la voluntad de su Creador como lo hacen las convulsiones de la naturaleza.
Continua el Evangelio; …” Entonces es cuando verán al Hijo del Hombre viniendo en una nube con gran poder y grande gloria”…La Segunda venida de Cristo, la Parusía, aparecerá a la vista de los millones de almas que han poblado la tierra, su gran Poder y Gloria con que se presenta a su vista, como fue a Pedro, Santiago y Juan en la Transfiguración, la humanidad embelesada de su Poder lo exaltará y glorificará, Dios permitirá a sus conciencias recapacitar los males cometidos, como preparativo a reconocer la sentencia merecida, el esplendor de su Justicia se impondrá por si sola en cada alma a juzgar, lo bueno y malo que hiso, porque el reino de los cielos no tendrá fin.
Entrar Jesús a Jerusalén montado en un asno, se ponían mantas en reconocimiento a tan gran Señor, en su aparición el Redentor a la humanidad, Dios honrará a su Divino Hijo poniendo sobre sus divinos pies las nubes de los cielos; …” Mas cuando estas cosas comiencen a ocurrir, erguíos y levantad la cabeza, porque vuestra redención se acerca” … El Señor obrará sanciones definitivas que causaran pánico en los pecadores, y gozo en los que obraron cumpliendo su doctrina y mandamiento, se convertirá en pasión y gozo, porque se acerca la hora de su redención. La respuesta de Jesús a sus discípulos cuando estos preguntaron; … ¿Cuándo sucederá esto? …” Y les dijo una parábola: Mirad la higuera y los árboles todos:” …Jesús expuso en parábolas los signos del fin del mundo y la consumación de los siglos está en Dios. … “Cuando veis que brotan, sabéis por vosotros mismos que ya se viene el verano” …Basando la señal en una realidad conocida de todos, la sucesión de las estaciones del año lo marcan, así la humanidad recordará las señales profetizadas por Jesús; …” También, cuando veáis que esto acontece, conoced que el reino de Dios está próximo” …El anunció del Señor es muy claro, cuando la higuera se prepara para dar fruto, anuncia la próxima estación de la primavera; así fue la señal que aviso la ruina de Jerusalén, muchos israelitas del tiempo del Señor vivieron esta situación catastrófica, recordando sus palabras vieron que fue cumplida su palabra, así se refiere al fin del mundo; …” En verdad, os lo digo, no pasará la generación esta hasta que todo esto se haya verificado” …Son dos sentidos, uno se refiere a la generación del tiempo de Jesús que estuvieron y murieron en la caída de Jerusalén, otra se refiere al conjunto de hombres y mujeres que habrán pasado por el mundo, y despreciaron su misericordia, alejándose de Él hasta el último día de su existencia, donde la fe en Cristo comprende su palabra; …” El cielo y la tierra pasarán, pero mis palabras no pasarán” …La cristiandad debiera estar atenta a la enseñanza de San Pablo; …” Aguardando la dichosa esperanza y la aparición de la gloria del gran Dios Salvador nuestro Jesucristo” …Si, “Dichosa esperanza” el segundo advenimiento de Cristo en Poder y Gloria, y a ese momento con fe clamar; …” Gloria Dios en las alturas” …
hefelira@yahoo.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here