Press "Enter" to skip to content

Psicosis

El cansancio físico y emocional se fusionan en uno solo creando energía radioactiva. Las eternas pesadillas me niegan un descanso digno, la jaqueca me acompaña durante todo el día siguiéndome como una sombra.

Analgésicos cada ocho horas y antipsicóticos cada doce pasan a ser mi snack favorito. Me acomodo en soledad tras sumergirme en la oscuridad del frío océano en el interior de mi cuerpo, allá donde nadan los demonios que de rato se alimentan de la capa subcutánea de mi piel, y se postran en festín alzando sus copas finas llenas de mi sangre alcoholizada.

Me pregunto si habrá un mañana iluminado, si los espejos dejarán de gritarme a la cara, si éstas letras valdrán más de lo que significan ahora. Si habrá un futuro para mí allá afuera, tras concluir ésta locura. Si mis manías habrán muerto sobre la tierra madre para ser la arboleda de un mundo mejor, si las voces distorsionadas van a enmudecer y se me permita sin errar: volver a nacer.

Be First to Comment

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: