Press "Enter" to skip to content

Política Virtual

UNOS JUEGOS OLÍMPICOS MUY DIFERENTES

POR: Cuauhtémoc Torres

La terrorífica pandemia que desde hace poco más de un año azota a la humanidad, ha provocado que los Juegos Olímpicos y Paralímpicos a celebrarse en Tokio, a partir del 23 de julio próximo, se mantengan en duda.

Y es que el gobierno nipón ha concluido –en privado- que sus Juegos Olímpicos deberán cancelarse debido a la amenaza del coronavirus.

Este país asiático es de los que se han visto menos afectado por la pandemia. No obstante, se ha detectado un reciente aumento de casos que a sus autoridades las ha obligado a cerrar sus fronteras y a declarar un estado de emergencia.

Una reciente encuesta, reveló que aproximadamente el 80% de los japoneses han rechazado la celebración de esta competencia deportiva, por temor a que la afluencia de deportistas y visitantes propague todavía más este mortal virus.

De llevarse a cabo esta competición internacional, estarían rompiéndose los protocolos que de siempre han imperado en estas justas deportivas. Sin embargo, los organizadores y autoridades japonesas establecieron, en principio, el compromiso de seguir adelante con los preparativos para inaugurar los juegos el próximo 23 de julio.

De aprobarse su realización, los atletas estarían obligados a someterse durante su estancia y participación a un estricto distanciamiento social, al uso obligatorio de mascarilla y cubreboca, así como a la prohibición de saludos de mano y abrazos.

Sin importar su nacionalidad, los atletas participantes deberán reducir su interacción física y, además, será requisito indispensable someterse a una prueba anti-covid-19, tres días antes de su viaje al país del sol naciente y otros más durante sus competencias.

Se dijo que para mayor seguridad, el gobierno japonés pondrá a disposición de los atletas una aplicación en sus teléfonos móviles, con la que serán monitoreados, a fin de darle un permanente seguimiento a sus signos vitales.

Otro de los ineludibles protocolos, será evitar los espacios que estén cerrados y abarrotados, de ahí que sólo podrán acudir a sitios autorizados por autoridades y organizadores.

De igual forma, los participantes en esta justa deportiva, tendrán prohibido usar el transporte público, ya que dispondrán de vehículos oficiales y no podrán apoyarse mutuamente con gritos o cantos.

Ufff…lo que nunca antes se había visto en estas legendarias competencias deportivas. Pero ni modo. Si de seguridad se trata, ojalá que la suspendan en definitiva.

Por hoy, fue todo. Hasta la próxima…Dios mediante.

Para quejas, sugerencias y hasta una que otra mentada…aguilaquecae_51@hotmail.com y aguilaquecae51@gmail.com

Be First to Comment

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: