“Ojalá que Lyle pase su vida en la cárcel”: Familia de víctima exige justicia

0
485

(AGENCIAS)

05 de Abril de 2019.- “Ojalá que Pablo Lyle pase el resto de su vida en la cárcel”, eso es lo que pide la familia de Juan Ricardo Hernández, quien murió el 4 de abril por un golpe en la cabeza que sufrió luego de que el actor le propinara un puñetazo.

“Pido que caiga todo el peso de la ley. Ojalá que Lyle se quede toda la vida en prisión”, dijo Mercedes Arce, viuda de Hernández.

El hijo de Juan Ricardo ofreció una entrevista a Despierta América y, sin poder contener el llanto, manifestó: “Mi papá era una buena persona, buen padre, buen hijo. Mi papá no se merecía esto”.

Sobre el incidente, explicó: “Mi papá tenía problemas y una operación en la rodilla, y casi no podía caminar, fue muy duro. Él (Pablo) no tenía por qué haberle hecho eso”.

Aunque Pablo Lyle fue detenido, consiguió salir libre luego de pagar una fianza de cinco mil dólares. Actualmente se encuentra en México, pero al haber fallecido Ricardo Hernández, su situación legal pudo haberse complicado.

Todo este asunto ocurrió el domingo 31 de marzo, cuando el actor de Mirreyes vs Godínez y un acompañante circulaban por la autopista Dolphins Expressway, aparentemente rumbo al aeropuerto de Miami. En un momento intentaron dar una vuelta en “U”, lo que molestó a Ricardo Hernández.

El hombre, de 63 años y de origen cubano, bajó de su auto para reclamar al conductor y pedirle que se moviera. Luego de alegar con el acompañante de Lyle, emprendió el regreso a su auto, pero fue sorprendido por el actor sinaloense, quien le dio un golpe en la cara que provocó una caída al pavimento de la que no se levantó.

En tanto, Pablo Lyle echó a correr y huyó de la escena del altercado, aunque poco tiempo después fue detenido por la policía, quien lo llevó a una comisaría del condado de Miami Dade.

Desde el domingo, Ricardo Hernández estuvo en terapia intensiva del hospital Jackson Memorial, pero el jueves 4 de abril falleció víctima de un derrame cerebral causado aparentemente por el golpe de Lyle.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here