Nuevo Presidente de la J.L. de C. y A.

0
1028

POR: Fernando Rangel de León/Miembro de Partidos de Izquierda 

El derecho del trabajo, es un derecho polémico, porque polémico es buscar el equilibrio de los factores de la producción: capital y trabajo; que es precisamente lo que se busca en las juntas de conciliación y arbitraje, que están integradas por un representante de los patrones y un representante de los trabajadores y un representante del gobierno, que es el presidente de esos tribunales laborales.
Absolutamente nadie de todos los que litigan en las juntas se fija en quienes son los representantes del capital y del trabajo; pues saben que ellos no son los que deciden y mandan; y que lo único que hacen es firmar las resoluciones y los laudos (sentencias laborales), los que sí son en contra del patrón, el representante del capital firma en contra; y si es en contra del trabajador, el representante del trabajo firma en contra.
En sus orígenes históricos las juntas de conciliación y arbitraje, eran tripartitas precisamente porque se quiso que hubiera una auténtica armonía entre los factores de la producción, el capital y el trabajo, cuyos representantes daban sus argumentos jurídicos en pro y en contra; decidiendo como árbitro el representante del gobierno que buscaba precisamente el equilibrio de esos factores para bien de la sociedad y del Estado.
Pero con la pérdida de la conciencia de clase y de Estado nacional, revolucionario y progresista, las juntas degeneraron en órganos jurisdiccionales meramente estatales, que subestiman a los representantes del trabajo y del capital.
Por eso las juntas ya van a desaparecer, y ahora sus funciones las asumirá el poder judicial de la Federación, de las juntas federales, y el poder judicial de los estados, de las juntas locales.
Por eso también el gobierno del Ingeniero Miguel Ángel Riquelme Solís, en preparación de la judicialización de la Junta Local de Conciliación y Arbitraje de Torreón, ha designado al Licenciado Javier Armendáriz Reyes Retana, quien tiene experiencia en las cosas de gobierno municipales y estatales, y ha dado muestras de rectitud y eficiencia como servidor público; como nuevo presidente.
Por eso también por ser el derecho del trabajo un derecho polémico, cada vez que se nombra a un nuevo presidente de la J.L. de C. y A., en Torreón, hay inconformidad de los litigantes laboralistas, por su designación; pues todos ellos se sienten con más méritos para ocupar ese cargo.
Ojala que el nuevo presidente continué con la eficiencia y celeridad que le imprimieron los Licenciados Francisco Javier Ramos Jiménez y Carlos Espinoza Calzada, que cambiaron totalmente para bien la J.L. de C. y A.
¡Por lo que démosle el beneficio de la duda al Licenciado Javier Armendáriz Reyes Retana!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here