La Silla Desvanecida

0
2612

Por: Víctor Yaotzin Torres López

Nuestro país ha adquirido Gobiernos presidenciales aunados en adoptar o hacer parte como forma de vivir la de una monarquía.

Y esto lo hemos visto con el paso del tiempo de cada sexenio Presidencialista, desde los tiempos de Díaz Ordaz hasta el entonces y saliente presidente de México, Enrique Peña Nieto, cada presidente ha tenido una particularidad muy especial, cada uno ha tenido una manera distinta de gobernar y de vivir en lo particular.

Y esto lo describen tres coautores entre ellos; Beto Tavira, Diana Penagos y Jessica Sáenz en su libro; “Así en los Pinos como en la tierra” que hacen alusión a la —monarquía mexicana — que nuestros flamantes presidentes han adoptado en la manera de llevar a cabo su sexenio.

Lujos, despilfarro, gastos del erario público para financiar tal y cual cosa “X” o “Y” situación, en fin un sin número de situaciones que eran despampanantes ante los ojos de millones de mexicanos que por supuesto no aprobaron dicha situación.

Y es tan importante y tan consecuente que la gente votó por una opción distinta para gobernar el pueblo de México, veremos pues al tiempo que se cumpla todo lo pactado.

Lo que sin duda voy a agregar, es que nuestra gente necesita gobernantes sensatos, gobernantes que de vez en cuándo se confundan con el pueblo, gobernantes que sean sensibles a las situaciones desgarradoras de la gente y sobretodo que le apuesten a un programa operativo que tenga visión de largo alcance para sacar a México del hoyo oscuro y avanzar hacía nuevos horizontes, para la construcción de una gran nación y potencia, como la que es y podemos ser, México, es una gran nación.

Así lo dice nuestro himno nacional: «Mexicanos al grito de guerra» estemos listos púes, para dar la batalla hacía una gran nación, hacía una gran potencia, unidos, podemos hacerlo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here