Así se logró la vacuna para México

0
200

Ciudad de México a 20 de Octubre de 2020.- El miércoles 12 de agosto fue la fecha en la que se anunció que un conjunto de entidades unían esfuerzos para hacer dos cosas extraordinarias: por un lado, la llegada de la vacuna contra el coronavirus y la accesibilidad al público con un precio muy bajo en colaboración con la Fundación Carlos Slim.

Ese día, quien salió a dar la noticia fue el presidente argentino, Alberto Fernández, quien dio algunos detalles de la vinculación entre una farmacéutica multinacional como AstraZeneca, con uno de los centros de estudios más prestigiosos del planeta, la Universidad de Oxford, además de dos laboratorios latinoamericanos, el argentino mAbxience y el mexicano Liomont y la Fundación Carlos Slim.

Poco después del anuncio de Fernández, Arturo Elías Ayub, director general de Fundación TELMEX Telcel, confirmaba en un tuit: “Les dejo esta gran noticia: Fundación Carlos Slim acuerda con AstraZeneca producción de vacuna contra COVID para América Latina”.

No tardaría el gobierno mexicano en reaccionar de modo positivo. El canciller mexicano Marcelo Ebrard en un hilo de tuits ese 12 de agosto corroboró que, gracias a los acuerdos alcanzados para producir en México y Argentina, habría entre 150 y 250 millones de dosis de la vacuna, debido “al apoyo crucial de la Fundación Carlos Slim” para financiar la producción.

El propio presidente Andrés Manuel Obrador se congratuló por la participación de su gobierno y el argentino y reconoció abiertamente la labor de la Fundación Carlos Slim, quien desde años atrás ha apoyado diversas iniciativas en pro de la salud colectiva.

Esperanzas y suspenso

El 8 de septiembre la farmacéutica anglosueca dio a conocer que suspendía sus ensayos clínicos debido a que uno de los 40 mil pacientes en observación, una mujer en Reino Unido, mostró un cuadro de una enfermedad llamada mielitis transversal, sin embargo, cuatro días después se reanudaron los ensayos al descartar que la aplicación del fármaco fuera la causa de los síntomas.

El 20 de septiembre surgió otra alerta cuando el diario The New York Times dio a conocer que un posible segundo caso de la misma enfermedad neurológica se había manifestado en otra mujer que participaba en el grupo de observación. Sin embargo, en este caso AstraZeneca y la Universidad de Oxford mencionaron que no había evidencia suficiente para relacionar los efectos de la vacuna con el cuadro clínico de la paciente.

En el caso de la vacuna, se confirmó el interés del ingeniero Carlos Slim y su Fundación por hacerla accesible, un hecho financiero lo comprueba: la inversión para hacer llegar la cura a la región independientemente de los gobiernos interesados.

A pesar de que existen varios combos farmacéuticos a favor de la necesaria cura en varios países del mundo como Estados Unidos, Rusia, China, y Suiza, la Fundación Carlos Slim vio con buenos ojos la opción de la farmacéutica AstraZeneca y la Universidad de Oxford.

Actualmente se necesitan varias vacunas, debido a que una sola empresa por sí sola es incapaz de hacer suficientes dosis para todo el planeta. El gobierno mexicano, por ejemplo, ha revelado que tiene tratos con diversos laboratorios y que algunas pruebas clínicas ya se realizan en México.

La científica del Instituto Jenner de la Universidad de Oxford, Reino Unido, y asociada con la farmacéutica anglosueca AstraZeneca, tiene a su cargo 300 investigadores para desarrollar la vacuna contra el SARS-CoV-2.

Por ahora no hay una fecha exacta en la que llegará la vacuna a México, pero los pronósticos indican que eso ocurrirá en el primer semestre del 2021.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here